LIVE STREAMING
Photo: Linn Washington Jr.
Foto: Linn Washington Jr.

Queridos adultos: maduren de una vez y pongan fin a la violencia armada

Miles de jóvenes salieron a la calle para protestar contra la actitud evasiva de los legisladores estatales frente al problema del control de armas.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Líderes de la justicia

Junio 27, 2022

"Soy la guagua 47"

Junio 25, 2022

Latinos en Silicon Valley

Junio 24, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Más allá de sus estridentes cánticos y sus atractivos carteles, los más de mil estudiantes que marcharon por Broad Street la semana pasada para protestar en contra de la violencia armada y recordar a los 17 asesinados en el tiroteo masivo en Florida el mes pasado tenían un mensaje implícito muy claro para los adultos: ¡Maduren!

Todos esos estudiantes de las escuelas de Filadelfia piden que los adultos, especialmente los legisladores de Washington DC y del resto de capitales de estado,  tomen medidas.

Sean de Filadelfia o de más allá, los estudiantes exigen cambios:  no solo medidas largamente postergadas sobre el control de armas, sino medidas desesperadamente necesarias para poner fin al debilitante déficit de recursos disponibles para su educación.

Ivan Torres, estudiante de noveno grado en el Mastery Charter Thomas Campus, en  el sur de Filadelfia, hizo una sugerencia de bastante sentido común mientras esperaba fuera de la sede del Distrito Escolar de Filadelfia a que empezase la marcha por Broad Street hasta la Alcaldía.

“Dejen de emplear dinero en más policías en las escuelas e inviertan más en libros y en mejorar las condiciones en las escuelas”, dijo Torres, rodeado de sus jóvenes compañeros, convocados por la organización Juntos,

Tanto Torres como muchos otros que participaron en esa marcha masiva el miércoles pasado -una de las miles de protestas estudiantiles que tuvieron lugar ese día en todo Estados Unidos- sienten que los adultos no han sido lo “suficientemente receptivos” a la violencia que asola las escuelas, ni a muchos otros problemas apremiantes.

El mismo día que Torres protestaba junto a estudiantes de toda Filadelfia, el Congreso de los EE. UU.  daba finalmente una primera respuesta al tiroteo en la escuela de Florida- desencadenando nuevas protestas estudiantiles - , al anunciar la aprobación de una medida para invertir millones de dólares en supuestas mejoras de seguridad escolar, como más detectores de metal,  mejores cerraduras y formación en seguridad.

“Dejen de emplear dinero en más policías en las escuelas e inviertan más en libros y en mejorar las condiciones en las escuelas”

Sin embargo, la medida propuesta por el Congreso no incluía una sola disposición para el control de armas de fuego, confirmando que mantiene su postura infantil y cobarde de evadir el principal problema: demasiadas armas de fuego y muy pocas restricciones.

Muchos de los letreros hechos a mano que llevaban algunos estudiantes en la protesta de Filadelfia contenían mensajes pidiendo control de armas como “Los Padres Fundadores no tenían armas automáticas” y “Deja de permitir que los estudiantes mueran”.

El mismo día que Iván Torres se saltaba las clases para realizar una declaración cívica sobre cómo conseguir que las escuelas sean más seguras, los legisladores republicanos en Harrisburg mantuvieron su despectiva negativa a proporcionar fondos adecuados para las escuelas públicas en todo el estado. Fondos que Torres dijo que se necesitan ¡AHORA!

Y los legisladores de Harrisburg, remunerados con dinero de los contribuyentes para que protejan las vidas de todos los habitantes de Pensilvania, continuaron impidiendo que Filadelfia y otros gobiernos locales aprobaran algunas medidas leves para el control de armas en sus áreas, como exigir el informe de un arma robada, informe que se requiere  todos los días, en todas partes, en el caso de los autos robados.

Recuerde, son los mismos legisladores conservadores de Harrisburg (y de todo Estados Unidos) los que proclaman que se necesitan medidas de identificación personal  más restrictivas para proteger la santidad del derecho a voto, y a la vez insinúan que no se necesitan medidas de identificación más rigurosas para comprar armas ... medidas que protegerían la santidad de la seguridad escolar, permitiendo a los estudiantes llegar con vida a la edad de votar.

Tal vez, no obstante,  el mensaje más conmovedor de todos esos estudiantes que participaron en la marcha de Filadelfia con los brazos entrelazados - fueran negros, blancos, latinos, inmigrantes, cristianos, musulmanes, ateos, homosexuales o “me da igual todo” -  fue uno que a la mayoría de los medios de comunicación se les pasó por alto: estaban abrazando la diversidad cultural de los Estados Unidos.

 

ETIQUETAS
00:00 / 00:00
Ads destiny link