LIVE STREAMING
Photo: Spencer Platt
La Universidad de Yeshiva creó una "alternativa ortodoxa tradicional" a la Alianza del Orgullo. Foto: Spencer Platt

La Universidad de Yeshiva lanza un grupo LGBTQ que no existe

Hace dos semanas, la Universidad de Yeshiva anunció la creación del Club Kol Yisrael Areivim, un club LGBTQ "tradicional ortodoxo" para estudiantes.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

BHM para profesores

Febrero 03, 2023

TU en huelga

Enero 31, 2023

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

La Universidad de Yeshiva (YU) anunció hace dos semanas la creación del Club Kol Yisrael Areivim, un club LGBTQ de estudiantes universitarios que sigue una "alternativa ortodoxa tradicional a la Alianza del Orgullo de la YU". 

La Universidad ha estado en una batalla legal con los estudiantes que desafían la postura de las instituciones argumentando que viola la ley al fomentar un ambiente de discriminación basado en la orientación sexual. En agosto, la Universidad de Yeshiva presentó una solicitud de emergencia para bloquear una orden judicial que obligaba a la Universidad a reconocer un club LGBTQ, "Pride Alliance". 

En ese momento, la jueza Sonia Sotomayor bloqueó temporalmente la orden judicial que obligaría a la YU a reconocer al grupo LGBTQ. Sin embargo, los jueces del Tribunal Supremo votaron 5-4 a favor de la formación de un club LGBTQ "Pride Alliance" en el campus de la YU. 

"Si los solicitantes buscan y no reciben ni una revisión acelerada ni un alivio provisional de los tribunales de Nueva York, pueden volver a este Tribunal", escribieron los jueces según informó Higher Ed Dive. Este fallo dictaminó que la Universidad de Nueva York tenía que reconocer el club LGBTQ, pero la Universidad de Nueva York no estaba dispuesta a comprometerse, lo que llevó a la institución a suspender todos los clubes de estudiantes tras el fallo del Tribunal Supremo

El presidente de la Universidad, el rabino Ari German, dijo entonces en un comunicado que "todas las universidades confesionales del país tienen derecho a trabajar con sus estudiantes, incluidos sus estudiantes LGBTQ, para establecer los clubes, lugares y espacios que se ajusten a su tradición de fe". 

Las tácticas de intimidación funcionaron, obligando al grupo LGBTQ, "Pride Alliance" a retrasar voluntariamente la búsqueda de reconocimiento si la YU puede reanudar todos los clubes de estudiantes para evitar la división en el campus - la respuesta de la universidad fue acordar la reanudación de todos los clubes de estudiantes en el campus.

The Commentator informa que este club LGBTQ no existe y ni siquiera figura en la lista de clubes de la universidad. El club sólo existe bajo la premisa de prolongar el reconocimiento de un club LGBTQ. 

El comunicado de prensa de la YU afirma que el Club Kol Yisrael Areivim "refleja las aportaciones y perspectivas de las conversaciones entre los rabinos de la Yeshiva, los educadores y los estudiantes LGBTQ actuales y pasados". El club proporcionará a los estudiantes un espacio para crecer en sus viajes personales, navegando por los formidables desafíos a los que se enfrentan al vivir una vida halájica totalmente comprometida y sin concesiones dentro de las comunidades ortodoxas".

Lo interesante es que el club es "alternativa ortodoxa tradicional" y "vida halájica intransigente y auténtica", lo que disminuye aún más los derechos de los estudiantes en el campus, especialmente los que expresan la discriminación actual basada en la orientación sexual. 

El rabino Dr. Ari Berman, presidente de la Universidad de Yeshiva, dijo en un comunicado: "Estamos ansiosos por apoyar y facilitar el crecimiento religioso y los viajes de vida personal de todos nuestros estudiantes para llevar vidas auténticas de la Torá, y esperamos que esta iniciativa basada en la Torá con un nuevo club estudiantil adaptado a los estudiantes universitarios LGBTQ de Yeshiva les proporcione un apoyo significativo para hacerlo."

Sin embargo, incluso el rabino Hershel Schachter, Rosh Yeshiva de la Universidad de Yeshiva, dijo en una declaración: "Añado mi bendición a esta iniciativa y al nuevo club de estudiantes, que esperamos profundice el compromiso de nuestros estudiantes con la Torá y conduzca a la armonía en nuestra comunidad de la Universidad de Yeshiva." Fomentando la misma narrativa de que el club LGBTQ debe ser guiado bajo la premisa de la Torá. 

Las alegaciones de la institución de que este nuevo club "refleja las aportaciones y perspectivas" de los "estudiantes LGBTQ actuales y pasados", son cuestionables. Al final, no se reconocen sus derechos, sino que se preserva la religión en un intento desesperado de hacer creer a los demás que se están produciendo cambios reales y concretos. 

Ira Mitzner, presidente del Consejo de Administración de la Universidad de Yeshiva, añadió en un comunicado: "Estoy agradecido por la sólida colaboración entre la Administración y los dirigentes rabínicos y laicos, y apoyo plenamente esta nueva iniciativa."

00:00 / 00:00
Ads destiny link