LIVE STREAMING
Bannon, una polémica figura vinculada a la extrema derecha y al populismo, dejó su cargo el día viernes 18 de agosto de 2017, tras perder en las últimas semanas la confianza del presidente estadounidense, Donald Trump. EFE/Jim Lo Scalzo/ARCHIVO
Bannon, una polémica figura vinculada a la extrema derecha y al populismo, dejó su cargo el día viernes 18 de agosto de 2017, tras perder en las últimas semanas la confianza del presidente estadounidense, Donald Trump. EFE/Jim Lo Scalzo/ARCHIVO

Adiós a Stephen Bannon

Trump despide a Stephen Bannon, la voz nacionalista dentro de la Casa Blanca.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Latinos en Silicon Valley

Junio 24, 2022

Serie original latina

Junio 23, 2022

Lo nuevo de Coti

Junio 23, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

El día viernes el presidente Trump despidió a su estratega jefe, Stephen Bannon- quien fuera responsable del éxito de su campaña presidencial en el 2016 - como parte de la reestructuración que se está llevando a cabo en la Casa Blanca.

Bannon fue pieza fundamental en las políticas más conflictivas del presidente desde su llegada a Washington, incluyendo el veto migratorio a ciudadanos provenientes de países de mayoría musulmana, el abandono del Acuerdo de París, la ruptura de acuerdos comerciales y el reforzamiento de las medidas contra ciudadanos indocumentados.

Las posturas nacionalistas y racistas de Bannon eran públicamente conocidas y su nombramiento dentro del equipo de la Casa Blanca fue siempre percibido como un guiño por parte del Presidente al radicalismo de la extrema derecha. Tras los eventos sucedidos en Charlottesville, la salida del estratega jefe fue más que esperable.

Pero Bannon se había transformado ya en la piedra en el zapato dentro de la Casa Blanca, sobre todo por sus conflictos con el ala más conservadora del partido Republicano y su incapacidad para llegar a acuerdos de trabajo con otras facciones dentro del equipo.

Según reportó el Washington Post, la despedida de Bannon habría sido agendada por el nuevo jefe de personal, John F. Kelly, “en un esfuerzo por controlar las facciones beligerantes y traer estabilidad a una Casa Blanca en riesgo de hundirse bajo sus tendencias autodestructivas”.

Por su parte, funcionarios de la Casa Blanca aseguraron que el destino de Bannon “se selló” en el momento en el que la revista liberal American Prospect publicó sus comentarios en contra de sus adversarios dentro de la administración y en contra de los activistas de la derecha radical, lo que fue percibido por el presidente como un intento más de su jefe estratega por autopromocionarse de manera independiente y separado del equipo al que pertenecía.

Tras despedirse del puesto que ocupó durante un año y un día, Bannon regresó a sus funciones como director ejecutivo del portal digital de extrema derecha Breitbart News, durante la misma tarde del viernes, según reportó Reuters. La reacción de uno de los editores del sitio, Joel Pollak, ante la despedida de Bannon fue escribir en su cuenta en twitter la palabra “WAR” (guerra), haciendo eco de las sospechas de muchos que intuyen que Bannon utilizará su plataforma – a la que llama su “máquina para matar” -  para abrir fuego mediático contra sus adversarios en la administración Trump.

La salida de Bannon es la última en una serie consecutiva de despidos, y forma parte de la sintomatología de una administración que sucumbe ante la presión y cuyas bases ideológicas, individualismos y choques internos, impiden lograr cualquier avance dentro de la planificación política.

00:00 / 00:00
Ads destiny link