LIVE STREAMING
Foto: Unsplash
Foto: Unsplash

Un nuevo esfuerzo bipartidista podría despejar el camino para la investigación de la marihuana medicinal en todo el país

La Cámara de Representantes aprobó el lunes la Ley de Investigación de la Marihuana con fines médicos con sólo 75 votos en contra.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

"Soy la guagua 47"

Junio 25, 2022

Latinos en Silicon Valley

Junio 24, 2022

Serie original latina

Junio 23, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

El lunes 4 de abril, la Cámara de Representantes aprobó una ley que aceleraría la investigación sobre el uso de la marihuana medicinal.

La Ley de Investigación de la Marihuana con Fines Médicos, patrocinada por el improbable dúo formado por el representante pro-legalización Earl Blumenauer y el representante prohibicionista Andy Harris, fue aprobada por 343 votos a favor y 75 en contra. 

"Las leyes sobre el cannabis en este país están rotas, incluidas las que se refieren a la investigación médica de la marihuana. La creciente industria del cannabis en Estados Unidos opera sin el beneficio de un sólido programa de investigación", dijo Blumenauer en un comunicado de prensa.

Blumenauer expuso su argumento, afirmando que debido a estos fallos en la política, los empleados están fallando en las pruebas de drogas, no porque estén deteriorados, sino porque usaron marihuana recreativa o medicinal en el último mes.

"Esto es sólo un síntoma de nuestro conjunto de políticas miopes, ilógicas y destructivas", escribió.

La aprobación de este proyecto de ley llega sólo tres días después de que la Cámara de Representantes aprobara un amplio proyecto de ley de legalización de la marihuana en gran medida según las líneas de los partidos.

El viernes 1 de abril, los demócratas, con cierto apoyo de los republicanos, votaron por 220-204 para eliminar la marihuana de la lista federal de sustancias controladas, poniéndose al día con los estados.

Sólo 18 estados, así como el Distrito de Columbia y dos territorios, permiten el uso recreativo de la droga por parte de los adultos. 

La amplia legislación aprobada el viernes no sólo eliminaría la marihuana de la lista federal de sustancias controladas, sino que también impondría un impuesto sobre las ventas de marihuana para financiar programas destinados a servir a las comunidades perjudicadas por las políticas anteriores que fueron duras con el consumo y la distribución de drogas. 

El último proyecto de ley sobre el cannabis aprobado el lunes facilitaría el proceso para los investigadores que deseen realizar estudios sobre la marihuana medicinal. También ordenaría al Departamento de Salud y Servicios Humanos que se asegure de que hay un suministro adecuado de marihuana disponible para que los científicos cualificados la utilicen. 

Los legisladores argumentaron que lo mejor para los consumidores es que los investigadores aprendan más sobre el uso de esta sustancia para uso médico, ya que 37 estados, así como el Distrito de Columbia, Guam, Puerto Rico y las Islas Vírgenes de EE.UU., permiten su uso para ese fin. 

"Estas acciones ponen de manifiesto la necesidad de aumentar la investigación sobre la seguridad y la eficacia de los productos derivados de la marihuana que consumen millones de estadounidenses", declaró el representante Frank Pallone, presidente de la Comisión de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes.

Incluso los legisladores que se oponen a la marihuana recreativa reconocieron que el gobierno federal debería permitir la investigación sobre la marihuana medicinal, puesto que la mayoría de los estados ya la permiten.

"Como médico, me doy cuenta de que si vamos a tener marihuana medicinal legal... en más de tres docenas de estados, realmente deberíamos investigarla para ver para qué se usa y para qué no", dijo el representante Andy Harris.

La Ley de Investigación sobre la Marihuana con Fines Médicos eliminaría las barreras para los investigadores que quieran solicitar y obtener la aprobación para estudiar el cannabis. También establecería plazos claros para que las agencias federales actúen sobre sus solicitudes y facilitaría a los científicos la modificación de sus protocolos de investigación sin tener que buscar la aprobación federal. 

A finales de 2020, tanto la Cámara de Representantes como el Senado aprobaron versiones anteriores de sus respectivos proyectos de ley de investigación sobre el cannabis, pero ninguno llegó a la mesa del expresidente Donald Trump. Todavía no está claro si las dos cámaras serán capaces de acordar disposiciones y enviar una legislación unificada al presidente Joe Biden. 

Tras la votación de la Cámara el lunes, Blumenauer dijo que está preparado y deseando trabajar con sus colegas del Senado para "conciliar las diferencias entre esta legislación y la Ley de Expansión de la Investigación sobre el Cannabidiol y la Marihuana aprobada por el Senado." 





 

00:00 / 00:00
Ads destiny link