LIVE STREAMING
HERTFORD, INGLATERRA - 04 DE DICIEMBRE: La Canciller de Alemania, Angela Merkel, y el Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, suben al escenario durante la cumbre anual de jefes de gobierno de la OTAN que se celebrará el 4 de diciembre de 2019 en Watford, Inglaterra. (Foto de Steve Parsons-WPA Pool/Getty Images)
HERTFORD, INGLATERRA - 04 DE DICIEMBRE: La Canciller de Alemania, Angela Merkel, y el Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, suben al escenario durante la cumbre anual de jefes de gobierno de la OTAN que se celebró el 4 de diciembre de 2019 en…

Cuando el mundo se burla del Presidente: el riesgo de las burlas contra Trump en la OTAN

El presidente estadounidense Donald Trump fue la comidilla de sus homólogos en la cumbre de la OTAN, y muchos anticipan una respuesta desmesurada de un hombre…

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Tour por América Latina

Septiembre 30, 2022

Cuba vota por más derechos

Septiembre 29, 2022

Reforma tributaria en Chile

Septiembre 26, 2022

168 réplicas en México

Septiembre 19, 2022

Alerta en Puerto Rico

Septiembre 18, 2022

Gobernador de Texas abusa

Septiembre 17, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Una cosa es ser la burla de los “fake news” o material para memes; otra muy distinta es escuchar cómo los otros líderes del mundo se burlan de ti.

Esto fue lo que vivió el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, al ver cómo el Primer Ministro canadiense Justin Trudeau, el presidente francés Emmanuel Macron, el Primer Ministro inglés Boris Johnson y otros diplomáticos se burlaban de él en un vídeo que se ha hecho viral en las redes.

Entre comentarios sobre sus largas e incoherentes ruedas de prensa, sus muletillas y hasta su declaración de recibir a las delegaciones del G-7 en su club de golf en Doral, Donald Trump pasó a ser de burlón a burlado en la escena internacional.

“Acabo de ver cómo la mandíbula de su equipo caía al suelo”, decía el Primer Ministro canadiense entre risas.

La respuesta del presidente fue la de llamar a Trudeau “doble cara” y anular su última rueda de prensa para salir disparado a Washington.

“Bueno, tiene dos caras”, dijo Trump sobre Trudeau en declaraciones este miércoles por la mañana. “Y, honestamente, con Trudeau, él es un buen tipo. Me parece que es un buen tipo. Pero, ya sabes, la verdad es que yo lo expuse por el hecho de no estar pagando el 2 por ciento y supongo que no está muy contento con ello”.

Trump hacía referencia a comentarios previos en los que acusó a Canadá de no cumplir con su parte del acuerdo en el financiamiento de la OTAN, que estipula un dos por ciento del producto interno bruto.

A pesar de que el presidente estadounidense parece haberse contenido ante las burlas de sus colegas, ello no implica que su aparición en otro evento internacional haya sido exitoso.

Sus largas conferencias, su enfrentamiento con Emmanuel Macron sobre Turquía y Siria, y la sombra del juicio político del que es objeto en su país tan sólo demuestran que la posición estadounidense es muy débil en la escena internacional.

El riesgo que ello implica, y a sabiendas de las conductas erráticas del presidente, es que recurra a las pocas herramientas que tiene a la mano para responder: la economía.

Mientras el presidente daba conferencias de prensa en Inglaterra, su administración anunció que el impuesto francés sobre la tecnología estadounidense “discriminó a Estados Unidos”, y anunció un arancel de represalia “de hasta el 100 por ciento” sobre los vinos franceses, según reportó el New York Times.

“Ellos están empezando a imponer impuestos sobre los productos de otras personas”, dijo Trump en una rueda de prensa. “Así que nosotros vamos y les imponemos impuestos”.

De igual manera, el presidente estadounidense anunció que quizás esperará hasta después de las elecciones para decidir un acuerdo con China sobre tarifas en productos importados.

De una u otra manera, todas las decisiones de política nacional empiezan y terminan en el ego presidencial.

00:00 / 00:00
Ads destiny link