LIVE STREAMING
El Representante de Illinois ha hecho campaña por un proyecto de ley que pone en evidencia todo lo que está mal con el sistema de salud estadounidense. Foto: Getty.
El Representante de Illinois ha hecho campaña por un proyecto de ley que pone en evidencia todo lo que está mal con el sistema de salud estadounidense. Foto: Getty.

El representante Chuy García resalta el lado oscuro del sistema de salud de los EE.UU.

El representante García aboga por la Ley de Equidad y Responsabilidad en la Salud para hacer frente a la devastación de COVID-19.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Recorte al Estado

Agosto 11, 2022

¿Colombia sin fracking?

Agosto 10, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Dirigido por el diputado Chuy García (D-IL) el Tri-Caucus ha reintroducido la Ley de Equidad y Responsabilidad en Salud (HEAA) de 2020, creada para reparar un sistema de salud racista. 

En una carta dirigida a la Presidenta de la Cámara Nancy Peolsi, al Líder de la Mayoría Mitch McConnell y a otros, García y sus co-firmantes muestran su apoyo a la ley, argumentando que ahora, más que nunca, el actual sistema de salud debe ser abordado. No sólo por COVID-19, sino por las disparidades raciales que siempre han puesto a BIPOC en desventaja.

La carta, firmada por el representante García, el presidente del CHC Joaquín Castro, la presidenta de la CAPAC Judy Chu y la presidenta de la CBC Karen Bass, solicita que el próximo paquete legislativo sobre el coronavirus - ya sea la versión del GOP o la Ley HEROES - incluya fondos críticos para abordar las disparidades raciales destacadas durante la pandemia de COVID-19.

"Debemos asegurarnos de que las comunidades de color tengan acceso a una atención médica asequible y de calidad", escribió García. "Los presidentes de los tres caucus y yo estamos instando a los líderes del Congreso a incluir varias provisiones del #HEAA2020 en el próximo paquete de ayuda #COVID-19 para ayudar a cerrar las brechas de salud para la gente de color".

 

En un artículo en Medium, escrito por García en colaboración con Janet Murguía, Presidente y CEO de UnidosUS, se exponen las muchas maneras en que la Ley HEAA podría ayudar.

El post no pierde tiempo en referirse a los datos del CDC, que informa que hasta el 6 de agosto, el 20% de los casos de COVID ocurrieron en la comunidad negra y el 31,6% entre los hispanos, datos probablemente subestimados debido a que la mayoría de los estados no distinguen raza o etnia en la recopilación de cifras sobre el virus.

Lo más importante del artículo, sin embargo, es que también destaca la otra pandemia que está en marcha en la nación: el racismo.

"Estos dos momentos históricos son, de hecho, parte de un problema más grande y generalizado en nuestro país de discriminación en nuestros sistemas de justicia penal y de atención de salud", se lee en el post. "Es por eso que introdujimos la Ley de Equidad y Responsabilidad en Salud", continúa.

Lo que hace que la HEAA sea interesante es que es la única legislación que establece y aborda las desigualdades en materia de salud y su conexión con "la situación de inmigración, la edad, la discapacidad, el sexo, el género, la orientación sexual, la identidad y expresión de género, el idioma y la situación socioeconómica". Esto, junto con la historia de la opresión. 

Esencialmente es un proyecto de políticas y soluciones decisivas dirigidas a eliminar las barreras a la cobertura de salud, y a fortalecer el sistema de salud para todos, especialmente las comunidades más afectadas por las disparidades raciales. 

La representante Nanette D. Barragán (D-CA) mostró su apoyo a la HEAA y a la defensa de García el 10 de agosto. 

"COVID-19 expone las oscuras verdades de nuestra nación, como las drásticas disparidades raciales de salud y las brechas en nuestra red de seguridad social", escribió. "Gracias al representante Chuy García por liderar la lucha para eliminar las desigualdades de salud en nuestras comunidades y construir un sistema de salud más fuerte para el futuro". 

La HEAA establece un número de programas y requisitos enfocados en BIPOC, pero también en las necesidades de los individuos LGBTQ, la salud mental y los individuos con discapacidades.

Es un paso necesario en una dirección positiva, considerando que las comunidades desatendidas siguen enfrentando desigualdades sustanciales en cuanto a la salud y la discriminación racial.

00:00 / 00:00
Ads destiny link