LIVE STREAMING
Foto: Exitosa Noticias 
Foto: Exitosa Noticias 

El presidente de Perú Martín Vizcarra reemplaza la mitad de su gabinete en medio de la crisis del coronavirus

El manejo del país de la COVID-19 ha llevado al presidente a reorganizar su gabinete con la esperanza de nuevos resultados.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Biden va a Puerto Rico

Octubre 05, 2022

Colombia Vs. Las Drogas

Octubre 04, 2022

Perla entre bastidores

Octubre 04, 2022

Cruz va a la RGV

Octubre 04, 2022

¿Ian es peor que Andrew?

Octubre 04, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

A medida que aumentan los casos del nuevo coronavirus, y los pobres se ven afectados de manera desproporcionada, el presidente peruano Martín Vizcarra se ha visto obligado a cambiar de rumbo. 

Tanto Vizcarra como su gobierno han recibido críticas por su manejo de la pandemia.

En marzo, el índice de popularidad del presidente se situó en el 87%, pero después de junio cayó 17 puntos

Según datos del Instituto Nacional de Estadística e Informática de Perú, en el primer semestre de 2020, el 12,4%, -1,6 millones de personas- de la fuerza laboral de Lima se quedó sin empleo.

El país de sólo 33 millones de personas tiene más de 337.000 casos confirmados de coronavirus. Esto convierte a Perú en el quinto país más afectado del mundo, por delante de países con mayor población como México, Italia y Sudáfrica.

Las altas cifras del país son sorprendentes porque Perú fue uno de los primeros países de América en ordenar un cierre y usó su ejército para hacerlo cumplir.

Una de las razones por las que Perú es el quinto país más afectado del mundo es porque el 40% de la población no tiene un refrigerador en su casa. 

La falta de almacenamiento refrigerado obliga a muchas personas de comunidades pobres, que ya no tienen acceso a una atención sanitaria de calidad, a hacer viajes frecuentes a mercados abarrotados porque no pueden abastecerse de alimentos si no tienen forma de conservarlos. 

De los 19 puestos del gabinete del presidente, 11 fueron reemplazados y juramentados durante una ceremonia televisada el miércoles.

La nueva ministra de Comercio Exterior y Turismo, Rocío Barrios Alvarado, tuvo que prestar juramento desde su casa en cuarentena por vídeo al dar positivo en el test de COVID-19. 

Tanto el primer ministro entrante como el saliente también han tenido recientes controversias en la política peruana.

El ex ministro Vicente Zeballos se puso en una situación tensa cuando comentó si los miembros del congreso, que Vizcarra disolvió tras su negativa a aceptar sus reformas anticorrupción, deberían poder presentarse a la reelección. 

"En principio, no. No pueden postular ni en enero ni mucho menos en 2021", dijo antes de las elecciones.

Esto llevó al Jurado Electoral Especial del país a iniciar una investigación contra Zeballos por infringir las normas de neutralidad en las elecciones parlamentarias. 

La investigación se cerró el 27 de noviembre de 2019 y el Jurado Nacional de Elecciones dictaminó que el disuelto congreso podría presentarse a las elecciones de enero de 2020.

Esto, junto con el hecho de ser el jefe del gabinete que llevó a Perú a su alto número de casos de COVID-19, le llevó a ser primer ministro durante menos de un año.

Su sucesor y ex ministro de defensa, Pedro Cateriano, ha estado en la política durante 30 años y Vizcarra espera que sea una mano firme para guiar el barco de su nuevo gabinete.

También ha sido primer ministro y mano derecha del ex presidente Ollanta Humala. 

El ex presidente está a la espera de un juicio después de haber recibido presuntamente de manera ilegal dinero del ex presidente de Venezuela, Hugo Chávez, y de la empresa constructora brasileña Odebretch para financiar su campaña presidencial en 2011.

Mientras se desempeñaba como ministro de defensa de Humala, se publicó un clip de audio en el que la primera dama, Nadine Heredia, le dice a Cateriano que tiene "luz verde" para hacer compras para el sector de la defensa a través del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo. 

Cateriano fue acusado de ser cómplice de permitir a Herdia tomar decisiones gubernamentales que no debía. 

Los peruanos pensaban que las Naciones Unidas utilizaban a Cateriano para vender armas a Perú, pero la organización desestimó esas afirmaciones. 

Un miembro del gabinete que mantuvo su posición fue la ministra de economía y finanzas María Antonieta Alva, una estrella en ascenso en la política peruana. Esta mujer de 35 años es conocida por dedicar su tiempo en el gobierno a reformar la política económica y educativa para disminuir las desigualdades en el país sudamericano.

La BBC calificó los planes de Alva para reanimar la economía peruana durante la pandemia como "el mayor plan de estimulo de América Latina", ya que se prevé que equivalga al 12% del PIB del país o a 25.000 millones de dólares.

El hecho de que Vizcarra haga cambios ministeriales ahora no da mucho tiempo para cambiar los resultados del país, ya que este es su último año como jefe de Estado. 

La constitución de Perú establece que el mandato presidencial durará cinco años. Aunque asumió la presidencia en 2018, lo hizo como vicepresidente de Pedro Pablo Kuczynski, que renunció tras su participación en el escándalo de Odebrecht.  

Vizcarra sólo pretende terminar el mandato que heredó y ya ha firmado una resolución que establece que las elecciones generales se celebrarán el próximo año. 

Le dijo al pueblo peruano que no planea usar la pandemia para extender su tiempo en el poder.

"Cumpliendo mi palabra y compromiso con el Perú, convoco a elecciones generales para elegir a nuestro próximo presidente, vicepresidentes y congresistas para el período 2021-2026. Sigamos trabajando para fortalecer la democracia de nuestro país", escribió el presidente el 8 de julio.

00:00 / 00:00
Ads destiny link