LIVE STREAMING
Photo: Getty Images
Foto: Getty Images

Filadelfia pone fin al mandato de vacunación en medio del descenso de los casos de COVID

Sigue existiendo la obligación de usar mascarilla en espacios cerrados, pero los bares y restaurantes ya no tienen que exigir el carnet de vacunación.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Lucha de líderes religiosos

Septiembre 19, 2022

RIP Jesse Bermúdez

Septiembre 15, 2022

Desayuno universal

Septiembre 13, 2022

Jubileo de Concilio

Septiembre 13, 2022

Editor Jefe Afrolatino

Septiembre 10, 2022

Los residentes no ceden

Septiembre 10, 2022

10 años de Made in America

Septiembre 10, 2022

Green entra en la lucha

Septiembre 10, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Los restaurantes y bares de Filadelfia ya no estarán obligados a comprobar el estado de vacunación contra el COVID-19 de los clientes, pero no hay garantía de que estas restricciones contra la pandemia, recientemente suavizadas, no vuelvan a aplicarse en el futuro.

El miércoles 16 de febrero, la Dra. Cheryl Bettigole, Comisionada de Salud, dijo que la ciudad está relajando el requisito del estado de vacunación basándose en una disminución continua de las infecciones y hospitalizaciones. El cambio entró en vigor de forma inmediatamente y se aplica a todos los negocios que sirven alimentos y bebidas, incluidos los bares y los restaurantes situados en los estadios deportivos.

"Aunque no hemos terminado con el COVID, y de ninguna manera estamos declarando el fin de la lucha contra la pandemia, me alegro de que hayamos llegado a un punto en el que sabemos mucho, mucho, mucho más sobre este virus y qué estrategias nos ayudarán a dimitir su propagación", dijo el alcalde Jim Kenney.

La noticia llega después de que los Estados vecinos empezaran a relajar sus propias normas, y apenas unas semanas después de que Bettigole dijera que lo más probable es que Filadelfia tarde varios meses más en hacer lo mismo, al menos en lo que se refiere al uso de mascarillas. 

La semana pasada, los gobernadores de Nueva Jersey y Delaware anunciaron un calendario para el fin de los requisitos de uso de mascarilla en las escuelas públicas y los espacios públicos cerrados. Y en Pensilvania, a las afueras de Filadelfia, los mandatos de uso de mascarilla se levantaron hace semanas. 

Sin embargo, en los tres Estados, las empresas y los distritos escolares pueden ejercer su derecho a exigir máscaras. 

La ciudad continuará con su requisito de máscara por el momento, pero Bettigole dijo que si las condiciones siguen mejorando y no hay otros picos de casos o una nueva variante peligrosa, el uso de máscaras podría ser opcional dentro de unas semanas. 

Bettigole señaló la eficacia del uso de mascarillas para mantener bajos los contagios en Filadelfia, la ciudad más pobre del país. 

"A lo largo de la pandemia, hemos visto que los casos de COVID-19 siguen la pista de la pobreza, y hemos visto que las personas de color experimentan los peores resultados. Por lo tanto, es particularmente sorprendente que desde que se implementó el mandato de la máscara en Filadelfia a mediados de agosto (de 2021), la ciudad ha visto un tendencia decreciente en los casos a diferencia de los condados circundantes, cada uno de los cuales es más afluente y menos diverso que Filadelfia", dijo Bettigole.

El miércoles, el comisionado de salud dio a conocer un nuevo sistema de cuatro niveles que se utilizará para decidir cuándo la ciudad puede relajar o reforzar las protecciones del COVID-19. Cada nivel tiene en cuenta el recuento de casos, las hospitalizaciones, la tasa de casos positivos de las pruebas y la tasa de cambio de los casos. 

Filadelfia se encuentra actualmente en el nivel de "precauciones con mascarilla" y podría pasar a la fase de "todo despejado" (sin necesidad de vacuna o mascarilla) en cuestión de semanas si las condiciones siguen mejorando. 

"Depende (de) qué otras variantes surjan. Así que no puedo prometer que no tengamos que volver a instaurar estas restricciones después de que las hagamos retroceder si tuviéramos una nueva variante grave. Eso podría ocurrir", dijo Bettigole, 

Al igual que otras ciudades, Filadelfia ha visto recientemente un marcado descenso de los casos tras un pico masivo impulsado por la variante Omicron del virus, más contagiosa. 

En diciembre del año pasado y enero de este año, los residentes de Filadelfia se infectaron a la tasa más alta desde que comenzó la pandemia. 

Hasta el martes 15 de febrero, la ciudad registraba una media de 189 nuevos contagios diarios en las dos últimas semanas. Bettigole también dijo que el 80,3% de los adultos están totalmente vacunados y más del 95% de los adultos han recibido al menos una dosis de la vacuna. 

Casi el 53% de los niños de 5 a 11 años habían recibido al menos una dosis hasta el lunes 14 de febrero, y el 74,4% de los mayores de 12 años están totalmente vacunados, informó la ciudad.

"Mi esperanza es que en el próximo mes, más o menos, volvamos a la normalidad. Esto es lo esencial: vacunarse, reforzarse y llevar la mascarilla", dijo Kenney.

00:00 / 00:00
Ads destiny link