LIVE STREAMING
Las mujeres de Brasil viajan por un aborto legal y seguro. Foto: EFE
Las mujeres de Brasil viajan por un aborto legal y seguro. Foto: EFE

De Brasil a Argentina: mujeres viajan por un aborto legal, seguro y gratuito

Luego de la aprobación del aborto legal, seguro y gratuito en Argentina, el país se convierte en destino importante para las mujeres de la región.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Las dos primera semanas del año han coicidido con las dos primeras semanas en que el aborto es legal en Argentina. La decisión histórica de la aprobación de la ley que despenaliza y permite el aborto seguro y gratuito hasta las 14 semanas de gestación en Argentina, ya está generando noticias.

Muchos sectores esperaban que esta noticia fuera un precedente importante para la región; sin embargo la discusión por el aborto puede tomar un tinte moralista en muchos paises de Sudamérica. En Brasil, con Bolsonaro a la cabeza, la penalización del aborto no parece que vaya a entrar en la agenda de discusión pronto, a pesar de que las demandas son cada vez mayores. 

Pero ante la falta de respuesta de los estados hacia cualquier necesidad básica o vital, las organizaciones ciudadanas siempre dan un paso al frente para proponer soluciones y dar respuestas.

Millas Para la Vida de las Mujeres es una organización brasileña sin fines de lucro  que ayuda a las mujeres a viajar al extranjero para  poder practicarse la interrupción de un embarazo no deseado. A raíz de la aprobación del aborto legal en Argentina, han recibido muchas solicitudes de mujeres de dentro y fuera de Brasil pidiendo ayuda. Para enero de este año se prevé que viajarán al menos 13 mujeres, según Associated Press, y se espera  que las cifras vayan en aumento durante el año para que más mujeres puedan evitar el aborto clandestino en su país.

"Sara”, una de las mujeres que viaja a Argentina ayudada por esta organización, dijo que "tener un hijo que no quiero y no tengo condiciones para criarlo, y estar obligada, sería una tortura".

“Es difícil salir de esa realidad”, precisó. También comentó que no era seguro arriesgarse a comprar píldoras abortivas falsificadas o a someterse a un peligroso procedimiento clandestino en Brasil, ya que las complicaciones pueden ser mucho peores. Finalmente, ser atrapada podría incluso significar la cárcel en su país.

En Brasil, el aborto solo es permitido en casos de violación, riesgo de vida para la madre o anencefalia fetal, mientras que en todos los otros casos, el código penal lo considera delito contra la vida humana y están previstas penas de prisión de uno a tres años para la gestante que provoque o permita que otra persona lo haga. 

Sin embargo, según la Investigación Nacional del Aborto, llevada a cabo por la Universidad de Brasilia, en el país se realizan 500.000 abortos clandestinos cada año y alrededor de 250.000 mujeres son hospitalizadas anualmente a causa de complicaciones derivadas de procedimientos inseguros.

Pareciera que aún no nos queda claro que la penalización del aborto no contribuye a disminuir las interrupciones de embarazos, sino que lleva a las mujeres de menores recursos a buscar abortos clandestinos e inseguros, que pueden terminar en daños a físicos de la mujer.

 

00:00 / 00:00
Ads destiny link