LIVE STREAMING
La denuncia de Mon Laferte en los Grammy Latino fue tan vitoreada como criticada, pero consiguió dar la vuelta al mundo. Foto: Joe Buglewicz/Getty Images.
La denuncia de Mon Laferte en los Grammy Latino fue tan vitoreada como criticada, pero consiguió dar la vuelta al mundo. Foto: Joe Buglewicz/Getty Images.

La valiente respuesta de Mon Laferte a una periodista sobre las protestas en Chile

Si Chile arde, primero va su gente. Tras desnudarse contra la violencia del gobierno chileno en la gala de los Grammy, la cantante vuelve a sacar pecho en una…

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Gira por EE.UU. de Feid

Octubre 04, 2022

25 años de Suavemente

Octubre 03, 2022

Se van Wisin y Yandel

Septiembre 30, 2022

Nuevo CD Christina Aguilera

Septiembre 29, 2022

Nuevo disco de Chayanne

Septiembre 29, 2022

Camilo se siente Mexicano

Septiembre 29, 2022

Video de Selena animada

Septiembre 28, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

“La gente tiene que pagar por tus discos también”. A la periodista colombiana Patricia Janiot los ojos le llameaban, aunque tratase de ocultarlo bajo una serena máscara de profesionalidad. ¿Quién era la cantante para preguntarle por qué no priorizaba a las víctimas humanas por encima de los daños económicos? ¿Que un supermercado incendiado, que 70 estaciones de metro destruidas, no eran comparables a más de 2.500 heridos, torturados o ciegos por los balines de la policía?

Desde que la cantante Mon Lafarte apareció en la alfombra roja de los Grammy con el dolor del mes de violencia y represión en Chile clavado en el pecho y tuvo que desnudarse para que leyéramos en su piel su denuncia – “En Chile, torturan, violan y matan”- la imagen dio la vuelta al mundo, convirtiéndola en una de las voces populares críticas con la violenta represión del gobierno de Piñera más escuchadas, vitoreadas, y también criticadas.

Pero ella, hija de la dictadura, le teme, como muchos chilenos, a un gobierno neoliberal que parece haber resucitado el viejo fantasma de Pinochet. 

El pueblo hará justicia

Los hechos ocurrieron de la siguiente forma: Tras el desnudo de los Grammy, Janiot entrevistó a la cantante vía Skype desde Mexico, país donde reside, para preguntarle por las protestas.

El vídeo inicial que daba entrada a Mon aportaba las cifras financieras del desastre: las numerosas pérdidas económicas y los daños a infraestructuras fruto de las protestas. Pero no había mayor mención a los más de 2.500 heridos, a los abusos sexuales cometidos ni a la veintena de fallecidos en refriegas con los militares a los que Piñera mandó a las calles para “contener los disturbios”, durante este mes negro para Chile.

Y la cantante no se lo perdonó.

“La atención debería irse en los daños emocionales que quedarán para siempre en la memoria de chile”, dijo.

Lo que siguió a continuación fue una conversación cada vez más tensa en la que Janiot centraba sus ataques a los grupos que causaban destrozos y quemaban supermercados, e interpelaba a la cantante para que denunciase esa otra violencia urbana. Mientras que Mon, perpleja, le contestaba esto:

“Querida Patricia, quisiera contarte brevemente mi historia:

Viví en la pobreza absoluta y extrema cuando era niña. Nací y crecí en un barrio muy humilde durante la dictadura que instauró un modelo económico neoliberal del que fuimos sus conejillos de indias. Y esto no ha cambiado en 30 años. En Chile la gente no puede ser feliz y libre. Todo está privatizado…”

Y continuaba:

“No apruebo ningún tipo de violencia, pero  si me preguntas si tengo que ir a quemar un supermercado que me ha robado toda la vida para exigir un derecho básico, yo lo hago porque no estamos hablando de vidas humanas, sino de bienes materiales (…). El estado ha permitido que se le robe al pueblo y el pueblo no se va a quedar tranquilo hasta que se haga justicia”.

Las redes echan humo

Las reacciones a la entrevista no se hicieron esperar y numerosos usuarios de Twitter criticaron a la intérprete de “Tu falta de querer” por buscar solamente popularidad. E incluso hubo quien la trató de mentirosa y pidió que se cancelase su participación en la edición del próximo año del festival de música de Viña del Mar, ciudad donde nació. 

Y hubo quien llegó incluso más lejos y la acusó de utilizar su posición como líder de opinión para inducir a la violencia. 

Los ataques a Mon Laferte son frecuentes, en especial desde su aparición en topless en los Grammy Latino, donde se objetificó su cuerpo e incluso se llegó a censurar las imágenes de su desnudo en Instagram.

00:00 / 00:00
Ads destiny link