LIVE STREAMING
Photo: Alex Wong/Getty Images
En algunos estados de EE.UU. se han realizado esfuerzos concertados para prohibir la enseñanza de la teoría racial crítica. Foto: Alex Wong/Getty Images

La American Federation of Teachers apoya la enseñanza de la teoría racial crítica

Uno de los sindicatos de profesores más grandes del país anunció su intención  de dar apoyo legal a los maestros que enseñan sobre el tema a pesar de la…

MÁS EN ESTA SECCIÓN

Un planazo de verano

Mayo 23, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

El martes, 6 de julio, uno de los mayores sindicatos de educadores de EEUU prometió apoyar a sus miembros que están siendo castigados por implementar una “historia honesta” en sus currículos. La movida busca combatir la oleada de intentos por limitar las discusiones sobre raza y discriminacion en los salones de clase de algunos estados. 

En una alocución virtual  a los miembros de la American Federation of Teachers, la presidenta Randi Weingarten anunció que la federación está preparando acciones legales y un fondo de defensa que “está listo para empezar”.

Ella se comprometió a lucghar contra los “guerreros de la cultura” que amenazan con limitar o eliminar las lecciones sobre racismo y discriminación al señalarlas como teoría racial crítica (critical race theory).

Al menos seis estados, incluyendo Florida, Texas y Iowa, han aprobado nuevas leyes que ponen límites a como se pueden enseñar temas sobre raza en los salones de clase, a la vez que se están considerando medidas similares en más de una docena de estados. 

Muchos de los proyectos buscan prohibir la enseñanza de teoría racial crítica, un marco académico que hace el recuento  de la historia desde el lente del racismo. Esta teoría  se enfoca en el concepto de la opresión racial sistemática de las instituciones de la nación y cómo funcionan para mantener la supremacía blanca

El mes pasado, el gobernador de Texas, Gerg Abbott firmó una ley que prohibe la enseñanza de cualquier lección en las escuelas que haga a los estudiantes “sentir incomodidad, culpa, tormento o algún tipo de angustia sicoógica”, debido a su raza o sexo.  La ley también determina que la esclavitud y el racismo solo se pueden enseñar como una desciación de los “auténticos principios fundamentales” del país de libertad e igualdad.

En algunos estados, las leyes  amenazan con multar a los docentes que violen las reglas, asi como una posible reducción de recursos para sus escuelas. 

“Recuerden mis palabras: Nuestra unión defenderá a cualquier miembro que tenga problemas por enseñar historia honesta. Enseñar la verdad no es radical ni equivocado. Distorsionar la historia y amenazar educadores por enseñar la verdad es lo que es realmente radical y equivocado”, dijo Weingarten en su intervención.

En una entrevista con the Associated Press, Weingarten señaló que la Federación está adicionando $2.5 millones de dólares a un fondo de defensa legal existente, anticipándose a las luchas locales que puedan haber sobre la teoría racial crítica. 

La unión también está considerando presentar demandas para tener claridad sobre las nuevas leyes del estado que limitan la discusión sobre el racismo en las aulas. 

“Estamos buscando estas leyes a ver si las cortes nos pueden dar alguna claridad”, dijo Weingarten. “Esto parece un esfuerzo para borrar mucho de la historia de los Estados Unidos”.

La teoría racial crítica empezó como una teoría académica confusa, pero ha tomado forma como un grito de guerra de los republicanos que insisten que genera una división innecesaria y hace que los niños se sientan culpables de ser blancos. Weingarten señaló que el concepto ha sido enseñado en las instituciones de educación superior, pero no en escuelas de primaria, middle school o high school. 

Ella insiste en que los conservadores están invocando la teoría para hacer “matoneo” a los docentes y prevenir cualquier discusión crítica y abierta sobre la historia de la nación. Según Weingrten, algunas leyes de los estadosson tan ampliar que parecen prevenir cualquier tipo de lección sobre temas como la guerra civil, la esclavitud o su abolición. 

“Enseñar la historia de Estados Unidos requiere considerar todos los hechos disponibles- incluyendo esos que son incómodos- como la historia del esclavismo y la discriminación hacia gente de color y la que es percibida como diferente”, dijo. 

El otro gran sindicato de maestros, la  National Education Association, recientemente también hizo su propio llamado por una enseñanza honesta del as historias raciales del país. En su reunión nacional la semana pasada, la presidenta Becky Pringle habló sobre el trabajo que tiene que hacerse en los salones y fuera de ellos

Si este gran experimento en democracia es exitoso, si los habitantes de nuestra nación prosperan, debemos hacer el trabajo continuo de desafiarnos a nosotros mismos y a los otros para desmantelar son sistemas racistas que están interconectados, y las injusticias económicas que han perpetuado las inequidades sistemáticas”, dijo Pringle.

00:00 / 00:00
Ads destiny link