LIVE STREAMING
AL DIA habló con el artista William Villalongo sobre cómo el arte y la historia de este país han definido la identidad afrolatina actual. Foto: AL DIA NEWS
AL DIA habló con el artista William Villalongo sobre cómo el arte y la historia de este país han definido la identidad afrolatina actual. Foto: AL DIA NEWS

"Ser afrolatino es estar entre dos lugares"

William Villalongo es co-curador de Black Pulp, una exposición en Filadelfia que mezcla arte y archivos históricos para relatar la lucha de los negros por ser…

MÁS EN ESTA SECCIÓN

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Mujeres negras de formas sensuales, máscaras primitivas, vegetación densa y selvática… William Villalongo no ha estado nunca en Puerto Rico, ni en la selva africana, pero desde pequeño le gusta imaginar el paisaje en el que crecieron sus antepasados. Nacido en 1975 en Hollywood (Florida), de padre puertorriqueño y madre afroamericana, Villalongo es hoy uno de los artistas afrolatinos más destacados de la escena neoyorkina. Su interés por explorar sus raíces e identidad afroamericana a través del arte le han llevado a exponer por todo el país y su obra pertenece hoy a colecciones de varios museos, entre ellos el Whitney Museum y el Museo del Barrio, en Nueva York, el Princeton University Art Museum y el Denver Art Museum.

Para Villalongo, criado en Bridgeton, N.J, y residente en Brooklyn, NY, uno de los temas principales de su obra es explorar los retos de la comunidad afroamericana en los EE. UU. Así lo demuestran sus cuadros más recientes: una serie de pinturas acrílicas donde el autor crea extrañas formas geométricas de motivos florales en blanco y negro de las que emergen formas humanas:  unos grandes ojos marrones, unos labios gruesos, unas manos alzadas en son de paz, gorras de béisbol, sudaderas. Elementos camuflados que a Villalongo le sirven para reflexionar sobre la “invisibilidad” de los negros en la sociedad americana, así como para denunciar la brutalidad policial contra los afroamericanos en EEUU, “un tema que se ha repetido en los últimos dos años”, explica el artista en una entrevista con AL DIA News.

Arte contra los prejuicios

Villalongo no solo se dedica a crear. Desde hace unos años, es profesor en la Cooper Union School of Art, en Nueva York, y se ha dedicado a estudiar a fondo el fenómeno “Black Pulp”, es decir, el conjunto de manifestaciones artísticas, ilustraciones, documentos históricos y otras formas de expresión aparecidas en medios de comunicación y revistas que son testimonios de la historia negra – y también afrolatina - de EE.UU, explica Villalongo.

Su conocimiento sobre el “Black Pulp” es lo que le ha traído a Filadelfia, donde hasta el próximo 29 de abril puede visitarse en el Museo Afroamericano de la ciudad la exposición Black Pulp!, co-curada por él mismo junto al también artista afroamericano Mark Thomas Gibson.

“Hace cien, los medios de comunicación de este país arrastraban grandes estereotipos raciales”, explica Villalongo para explicar uno de los objetivos del show: sacar a la luz estos prejuicios raciales que a lo largo de la historia artistas e ilustradores negros han intentado combatir. Entre los artistas más destacados que se exponen están Derrick Adams, Kerry James Marshall, Kara Walker... “artistas que trabajan con la ilustración y el comic para reflexionar sobre los prejuicios raciales”, insiste Villalongo.  

“Descubrimos que el mundo editorial negro desprende una energía sorprendente. Son artistas que intentan cambiar la percepción general de la gente sobre los negros”, comenta el artista. Por ejemplo, en los años 20 era muy normal caricaturizar a los negros en las publicaciones. “En la exposición, desvelamos estos medios y luego los ponemos en contexto con el arte y la literatura del momento”, explica.

La exposición pone documentos y archivos históricos en diálogo con el arte contemporáneo, para que juntos exploren el uso creativo y estratégico de los medios impresos. Esto abarca desde revistas, novelas, carteles y cómics de tiradas cortas hasta impresiones de bellas artes tradicionales y experimentales que, junto con otros medios a la vista, desafían las narrativas racistas y las nociones preconcebidas de la experiencia negra.

La esencia afrolatina

Entre los artistas seleccionados para el show hay varios de ascendencia afrolatina, como Villalongo. Uno de ellos es la afrodominicana Lucia Hierro, nacida en Nueva York en 1987. Tomando el New Yorker como sujeto y material, los montajes visuales de Hierro son extraídos de Instagram o se inspiran en las páginas de la conocida revista de su ciudad. La artista define sus montajes como “una oda a la mascota del magazine: el dandy”. Los críticos de arte interpretan la obra de Hierro como un intento de conectar su “dominicanidad” con el símbolo por excelencia del estilo y la intelectualidad de la ciudad de Nueva York.

También está Kenny Rivero, artista afrodominicano, nacido en 1981, que expone su cómic imaginario “Gotham City Screams” (“La ciudad de Gotham grita”). Mezclando la pintura al óleo con las técnicas de ilustración gráfica, Rivero crea un superhéroe de cómic, que lleva máscara y se comunica mediante globos de diálogo, con un objetivo concreto: “construir historias e identidades que he sido condicionado para entenderlas como la absoluta verdad”.

Para Villalongo, su afrolatinidad es un tema candente. Aunque su padre es puertorriqueño, Villalongo no habla español. Sus padres se separaron cuando era pequeño y él y sus hermanas mayores se criaron con la familia de su madre, de origen afroamericano, en Bridgeton, al sur Nueva Jersey. “Crecí hablando en inglés, pero a mi alrededor predominaba la cultura latina”, recuerda Villalongo. De hecho, sus abuelos paternos vivían en frente y “allí no faltaron nunca mis frijoles con arroz”, bromea.  El año pasado estuvo a punto de viajar a Puerto Rico por primera vez, pero el huracán María arruinó sus planes. “Ya habrá otra ocasión”, comenta. Villalongo no pierde la esperanza de visitar algún día la isla donde nació su padre – y donde está una parte de sus raíces -, aunque no pueda expresarse en su idioma. “Ser afrolatino va más allá del idioma”, dice, convencido. “Que no hable español no significa que mi familia no esté impregnada de cultura latina”, añade.

La isla soñada

Sabe que la familia de su padre eran agricultores en Puerto Rico. La familia de su madre, en cambio, llegó a Nueva Jersey hace décadas, procedente de Georgia, en el sur. 

“Todo esto se refleja en mi trabajo. En los paisajes, por ejemplo. Desde pequeño idealizas la isla, tengo paisajes imaginarios en mi cabeza”, comenta Villalongo para explicar el significado de sus obras.

También las historias que contaban en su familia fueron cuajando en su mente. “Yo crecí en la ciudad, pero mis figuras y cuerpos están en la naturaleza, en el bosque”, dice.

En “Ninfas”, una de sus series de pinturas anteriores, Villalongo crea figuras femeninas que imitan las ninfas de la antigüedad clásica: símbolos de belleza divina según la historia del arte occidental, que él transforma en mujeres negras de cuerpos voluptuosos. Admite que le gusta tergiversar, manipular las ideas que han prevalecido en la historia del arte occidental, escrita por blancos.  

“En Occidente nos hemos acostumbrado a tomar objetos del arte africano y colocarlos a un lado del sofá para decorar, aunque esa no sea su función. Estamos obsesionados en que encajen en una historia, en un relato”, dice. Él decidió hacer lo mismo: sus ninfas negras no tienen cabeza, sino formas geométricas, como hacía Picasso.

La invisibilidad del hombre negro

En sus últimas obras, Villalongo trabaja la idea de la invisibilidad del hombre negro. Sus cuadros son una forma de denunciar los episodios de violencia policial contra los negros ocurridos en Missouri y otras ciudades de EE.UU entre los años 2014 y 2015. Estos incidentes, dice, le hicieron reflexionar mucho sobre el concepto de presencia vs. ausencia, sobre la “forma de cambiar las formas, igual que cambiamos las emociones ye estados de ánimo”, dice.

Su arte de denuncia racial es especialmente 701 Arch Street Philadelphia, PA 19106
Phone: (215) 574-0380 significativa ahora, bajo el mandato de Trump, un presidente abiertamente racista, especialmente con los latinos. “Trump está muy centrado en su discurso antiinmigración”, dice Villalongo. Aunque él no habla español bien y es difícil etiquetarlo a primera vista como “hispano”, admite que su apellido español tiene un peso importante en su vida y en como es percibido por la sociedad americana. “Sea por mi apellido o por mi apariencia [piel oscura], siempre acabo siendo un afrolatino. Y ser afrolatino es un concepto híbrido, es estar a veces en un espacio intermedio”. Esta conexión entre afroamericano y latino, entre el Caribe y EE. UU, siempre ha existido en la historia de este país, según Villalongo. 

Hace cuatro años, Villalongo ya fue invitado a El Museo del Barrio en Nueva York como representante de la comunidad afrolatina. “El debate sobre afrolatinidad es cada vez más interesante para mí, porque la gente empieza rememorar sus raíces, aunque no sea el idioma lo que nos una a todos”, dice. “Somos identidades muy diferentes, unidas por lazos más profundos. Ser latino en Texas no es lo mismo que en California o Florida, o en ciudades como Nueva York, donde las identidades se mezclan y disuelven mucho más.  “Es una etiqueta multicolor”, dice.

Villalongo no ve mal el afán estadounidense de encasillarse como afrolatino, afroamericano, blanco, asiático, lo que sea. “En América abrazar la diversidad es algo positivo”, dice.  “Cada uno puede sentirse orgulloso de donde es. Es lo bonito de este país”, dice. Y este es el objetivo de Black Pulp! : subrayar que en EE.UU  los negros han tenido que llevar a cabo  “una lucha por ser consideradas personas completas, personas con plenos derechos. “Está todo ahí, documentado en esos archivos históricos e ilustraciones: la lucha por ser una persona con plenos derechos”.

Y concluye: “Es cierto que cuando Obama estaba de presidente, EEUU era un país más progresista y ahora, con Trump, no tanto. Pero si uno contempla el escenario “a lo grande”, todo es más complicado. Esta exposición es importante porque explica la historia de nuestro país, es un recordatorio de por qué EE.UU. es hoy como es”.

 

La exposición Black Pulp! puede visitarse hasta el próximo 29 de Abril en el Museo Afroamericano de Filadelfia, AAMPMuseum, 701 Arch Street Philadelphia, PA 19106. Tel: (215) 574-0380 

00:00 / 00:00
Ads destiny link