LIVE STREAMING
Angie Cruz is a Dominican American author. Photo: Erika Morillo
Angie Cruz es una autora dominicano-americana. Photo: Erika Morillo

Las peripecias de una inmigrante dominicana en Nueva York

La última novela de Angie Cruz, 'How Not to Drown in a Glass of Water', narra la historia de una mujer dominicana de mediana edad que se queda sin trabajo

MÁS EN ESTA SECCIÓN

El poder del azar

Noviembre 29, 2022

Una literatura de la memoria

Noviembre 28, 2022

Tijuana/San Diego

Noviembre 28, 2022

Una fiesta de libros

Noviembre 28, 2022

Entra, amigo mío

Noviembre 22, 2022

Luchando con el pasado

Noviembre 21, 2022

Madres indocumentadas

Noviembre 20, 2022

Cuentos de terror

Noviembre 17, 2022

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Angie Cruz creció en Washington Heights, NY, en el seno de una familia dominicana hispanohablante, y de pequeña nunca imaginó que acabaría siendo escritora. "Probablemente porque aún no había leído un libro de una persona de color, y mucho menos de una mujer latina, caribeña y dominicana como yo", recuerda en una entrevista reciente con AL DIA News. 

Cruz acaba de publicar su cuarta novela, How Not to Drown in a Glass of Water (Cómo no ahogarse en un vaso de agua), una historia protagonizada por Cara Romero, una mujer dominicana de mediana edad que se ve obligada a buscar trabajo por primera vez en décadas al perder su empleo en una fábrica de lámparas. A partir de sus sesiones con una consejera de empleo, Cara empezará a narrar la historia de su vida, desde sus líos amorosos y su complicada relación con su vecina Lulu y su hermana Angela, a sus dificultades financieras, la amenaza de la gentrificación o descubrir que su hijo es homosexual. 

"Cara Romero nació en 2017 cuando Trump era presidente y yo entonces sentía mucha desesperación en mi vida. No encontraba una editorial para mi anterior libro, Dominicana, y estaba pensando seriamente en ponerme a estudiar derecho de inmigración o algún campo en el que realmente pudiera ayudar a la gente. Pero un día, mientras esperaba un tren en Nueva York, justo cuando quería tirar la toalla con la escritura, Cara Romero empezó a hablarme,” dijo Cruz a AL DIA News. “Escribí todo lo que me dijo. Nunca un personaje de ficción me había hablado tan claramente. Me recordó por qué las historias son importantes. Por qué importa escribir nuestras historias. Cómo escuchar las historias de otras personas puede ser una medicina tanto para el narrador como para el oyente.”

Lo cierto es que las historias siempre han estado presentes en la vida de Cruz. Aunque ser escritora no era algo que pudiera imaginar de niña, "vengo de una familia de narradores increíbles. Ahora que recuerdo esa época de mi vida, me doy cuenta de lo mucho que aprendí sobre contar historias pasando tiempo con mi abuela, que hilaba cuentos apasionantes e hilarantes en su cocina", recordó. 

 

angie cruz latest novel

Pero lo que la impulsó a dedicarse a la escritura de forma profesional fue empezar a leer libros escritos por mujeres procedentes de la diáspora africana y latinoamericana. "Quería conversar con ellas. Tuve una infancia dura, pero los libros me dieron el lenguaje y la clave para imaginar un mundo y una vida diferentes. Escribir mi primera novela, Soledad, fue una oportunidad para reflexionar sobre las realidades que estaba presenciando, pero también estaba escribiendo un libro que me gustaría leer," explicó.

TENER UNA VOZ

Según Cruz, la comunidad latina de Estados Unidos tiene muchas historias que contar que no han sido representadas en el mainstream.

“Constituimos un gran porcentaje de los Estados Unidos y es emocionante ver tantas voces nuevas", dijo. "Cuantos más de nosotros seamos publicados, más interesante será toda nuestra escritura porque estamos aprendiendo unos de otros mientras innovamos y ampliamos el canon literario estadounidense cómo flexibilizar la amplitud y la profundidad de nuestras lenguas, experiencias y países". 

A pesar de que el español era la lengua que se hablaba en su casa, Cruz escribe los libros en inglés. "Aprendí el inglés con la música y la televisión, y luego en la escuela. Así que el inglés es mi lengua académica. Habría sido estupendo que las escuelas ofrecieran una educación en dos idiomas, entonces estaría versado en ambas lenguas. Por desgracia, la xenofobia nos ha impedido el acceso", dijo.

ESTIMULAR LA CURIOSIDAD

Además de escritora, Cruz es también editora y fundadora de la revista literaria Aster(ix) y profesora de Escritura en la Universidad de Pittsburgh. Uno de sus principios es creer que todo el mundo tiene algo que decir si se asoma a su curiosidad, por lo que pide a sus alumnos que escriban sobre lo que no saben o no entienden.

"Por ejemplo, que miren directamente a alguien o a algo que les incomoda, a personas con las que no están de acuerdo, a cosas que les parecen misteriosas. Animo a mis alumnos a que lean sus borradores y dediquen tiempo a investigar los lugares, los seres y los objetos sobre los que escriben, y a ver qué más descubren que pueda enriquecer su trabajo. Lo que ocurre con la curiosidad es que se necesita tiempo para seguirla y, si se tiene prisa por terminar un libro en un tiempo determinado, tomarse el tiempo para preguntarse, descubrir y jugar puede parecer para algunos una pérdida de tiempo. Pero creo que es el camino más corto hacia un gran libro", dijo. 

00:00 / 00:00
Ads destiny link