LIVE STREAMING

Un muerto en choques entre indígenas y policía colombiana

Al menos un indígena murió hoy y otras 40 personas resultaron heridas en enfrentamientos entre la policía colombiana y aborígenes que protestaban en varias…

MÁS EN ESTA SECCIÓN

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Al menos un indígena murió hoy y otras 40 personas resultaron heridas en enfrentamientos entre la policía colombiana y aborígenes que protestaban en varias regiones del país por el asesinato de más de 20 de sus compañeros en lo que va de año y en reclamo de unas tierras que consideran ancestrales.

La protesta inicial fue protagonizada por unos 7.000 indígenas de varias etnias que taponaron la carretera Panamericana en los departamentos de Cauca y Valle del Cauca, ambos en el suroeste del país, y a ellos se unieron nativos de varias regiones en rechazo a la violencia contra las comunidades nativas.

El director de Seguridad Ciudadana de la Policía, general Orlando Páez, denunció de que los indígenas habían colocando explosivos en varios puntos de la Panamericana por instrucción de la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

"Esta es una convivencia de indígenas con las FARC, estos indígenas no tienen conocimiento de explosivos y sin embargo en un puente cercano a donde nos encontramos nosotros están colocando cargas explosivas", dijo a los periodistas.

Los bloqueos más importantes se registraron en Candelaria, en el Valle del Cauca, y entre las localidades de Tunia y Piendamó, y Mondomo y Santander de Quilichao, en Cauca.

Feliciano Valencia, consejero de los indígenas del Cauca, rechazó las acusaciones de la supuesta infiltración de las FARC y señaló que la protesta había dejado, de momento, un saldo de un aborigen de 22 años fallecido, 34 heridos, tres de ellos graves, y cinco detenidos por la policía.

"Nosotros siempre que hacemos estas actividades registramos a la gente y establecemos un control diario para evitar que se infiltren. También hemos exigido a la guerrilla que respete la intención de los pueblos", aclaró.

Fuentes policiales en Cali y Popayán informaron, por su parte, de que nueve oficiales de este cuerpo habían resultado heridos, mientras que otras fuentes dieron cuenta de daños en decenas de vehículos y saqueos en Candelaria, donde se decretó el toque de queda.

Unos 300 indígenas emberas y katios del vecino departamento de Chocó ocuparon la sede de la Defensoría del Pueblo para unirse a la protesta y reclamar por el asesinato de varios de los miembros de sus etnias.

"Ante el continuo asesinato de indígenas en todo Colombia, la invasión de nuestros territorios (...) y por la arremetida brutal del Gobierno a los hermanos de Cauca y del Valle del Cauca, aquí nos quedaremos indefinidamente hasta que el Gobierno responda con soluciones concretas y no con el exterminio de nuestros pueblos", dijeron los líderes de la toma en un comunicado.

CONTENIDO RELACIONADO

Otros 1.200 componentes de la etnia chamí bloquearon una de las principales vías en el departamento de Risaralda, vecino a Chocó, para unirse a la protesta que a lo largo del día vio como se unieron también unos 8.000 zenús en los departamentos de Córdoba y Sucre, que se tomaron un céntrico parque de la ciudad de Sincelejo.

Los indígenas iniciaron el pasado fin de semana una "minga" (encuentro) con motivo de los 516 años del descubrimiento de América y en protesta por los asesinatos de 22 aborígenes este año, tres en los últimos días.

Por ese motivo, las comunidades que representan a más de un millón de nativos de 84 etnias colombianas exigen una reunión urgente con el presidente Álvaro Uribe.

Piden resolver los problemas de tenencia de tierras en las zonas que habitan y acabar con los asesinatos de sus miembros, al tiempo que rechazan el Tratado de Libre Comercio (TLC) de Colombia con Estados Unidos.

"Solamente en el Gobierno de Uribe se han asesinado más de 1.000 indígenas", aseguró a los medios un líder estudiantil nativo que participó en las manifestaciones.

La Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca (Acin) envió hoy, con carácter urgente, una carta a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en la que denuncia el "uso desmedido de la fuerza por parte del Estado colombiano" y solicita protección para sus comunidades.

00:00 / 00:00
Ads destiny link