LIVE STREAMING

Madre dominicana exige justicia

La niña María Mercedes Alejo Saviñón, de 12 años, fue asesinada en Madrid.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

Dilenia Alejo (d), sostiene en sus manos una foto de su hermana de 12 años, María de las Mercedes Alejo Savinón.

 

La dominicana Amalia Saviñón, madre
de María Mercedes Alejo Saviñón, de 12 años, asesinada en Madrid el
pasado 25 de julio, exigió justicia por la muerte de la menor, cuyo
cadáver fue sepultado el domingo en Bonao (norte), su ciudad natal.

"Lo único que recalco es que quiero justicia, que no haya
benevolencia de ningún índole", dijo la mujer por teléfono a la agencia de noticias Efe
desde su residencia en el municipio de Bonao, en la provincia de
Monseñor Nouel, 90 kilómetros al norte de Santo Domingo.

La dominicana subrayó que "ya está bueno de tanto asesinato de menores", al tiempo que expresó su confianza en que el culpable de la muerte de su hija reciba la pena máxima.

Saviñón, quien reside en España desde hace seis años, afirmó en
sus declaraciones que tiene "mucha fe" y "mucha confianza" en la
justicia del país europeo.

La dominicana destacó la atención que recibió tanto de las
autoridades españolas, como del consulado dominicano en Madrid, a
raíz del asesinato de su hija.

"Recibí una atención que no me la esperaba", dijo la mujer, que
llegó ayer al país con el cadáver de la menor en un avión de la
aerolínea Air Europa que aterrizó en el Aeropuerto Internacional Las
Américas (AILA), desde donde fue trasladado a Bonao.

María Mercedes Alejo Saviñón, de 12 años, era una niña "feliz" y una "excelente" estudiante, lo que le valió un reconocimiento de la escuela donde asistía en la capital española, según su madre, quien tiene otros dos hijos mayores de edad.

CONTENIDO RELACIONADO

Durante el tiempo que estuvo en España, la niña "aprendió mucho"
porque, según Amalia, "era muy despierta".

"A ella le gustaba España. Estábamos muy bien", destacó la mujer,
quien aseguró que "nunca" había tenido diferencias con el culpable
de la muerte de su hija.

Un hombre dominicano se encuentra en prisión sin fianza como
presunto autor del asesinato de la niña el pasado 25 de julio.

El hombre, que estaba realquilado en la casa donde vivían la
menor y su madre, se entregó a la Policía en la ciudad de Zaragoza
(noreste) un día después del ataque, y confesó su culpabilidad.

El proceso judicial sigue bajo el secreto de sumario, cuyo
levantamiento se prevé para finales de agosto.

00:00 / 00:00
Ads destiny link