LIVE STREAMING

Latinos, los más expuestos a contaminación en California

Viven más cerca de fábricas que otros grupos, según Universidad de California Irvine.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

 

Los hispanos del sur de California tienen más probabilidades de vivir cerca de la contaminación generada por fábricas que otros grupos étnicos, indicó un nuevo estudio de la Universidad de California Irvine.

Por ello, los hispanos tienen un mayor riesgo de estar expuestos a materiales tóxicos en comparación con cualquier otro grupo de inmigrantes.

El estudio examinó tres mil segmentos poblacionales y concluyó que aquellas áreas que cuentan con un 15 por ciento más de hispanos están expuestas a un 84.3 por ciento más de desechos tóxicos en relación a la media del sur de California.

Con el nombre "Disparidades Sociales en Salud: Proximidad Desproporcionada a Tóxicos en Comunidades Minoritarias en una Década", el estudio fue realizado por John R. Hipp y Cynthia M. Lakon y examinaron vecindarios que rodean a fábricas de mediano y largo tamaño.

Los condados estudiados fueron Riverside, San Bernardino, Los Angeles, Orange, San Diego y Ventura.

Barreras lingüísticas o su escasa familiaridad con las leyes de EEUU impiden muchas veces que los hispanos se enteren de que se encuentran en zonas de riesgo.

Los autores del estudio destacaron que es necesario emprender más campañas de información sobre agentes tóxicos enfocadas a los hispanos y a otras comunidades consideradas minoritarias.

Hipp, el principal investigador del estudio, un profesor de criminología, leyes y sociedad en UC Irvine, destacó que el grupo étnico fue más significativo que el ingreso en la distribución de vivienda cerca de esas fábricas.

"Esto se debe a que los hispanos, en promedio, tienen menos ingresos que la población blanca. Los latinos de bajos ingresos tienen más probabilidades de estar expuestos a tóxicos que los habitantes blancos pobres", señaló Hipp.

Pese a que el estudio también halló que los asiáticos en el sur de California también tienen más probabilidades de vivir junto a fábricas que contaminan, la incidencia entre este grupo es significativamente menor que entre hispanos.

CONTENIDO RELACIONADO

Además de las fábricas, Hipp indicó que hispanos viven en promedio en mayor proximidad de las vías de ferrocarril usadas para almacenar trenes, además de carreteras donde circula tráfico pesado, que siguen siendo responsables de la mayoría de las emisiones relacionadas con casos de cáncer.

El investigador destacó que hispanos se enfrentan no solo a mayores cantidades de exposición a tóxicos sino que los propios tóxicos suelen estar más concentrados en sus áreas en comparación con vecindarios con habitantes más educados o pobladores blancos.

Una de las razones por las cuales los hispanos están más expuestos a materiales tóxicos es que inmigrantes sin documentos legales son más reticentes a participar en reuniones comunitarias donde se discute el control de contaminación.

Penny Newman , directora ejecutiva del Centro para la Acción Comunitaria y la Justicia Ambiental (CCAEJ, en inglés) que opera en los condados de Riverside y San Bernardino, dijo a Efe que pese a que los residentes deben recibir información sobre la contaminación de fábricas en sus vecindarios, ésta es usualmente de carácter técnico y no puede ser descifrada fácilmente.

"Quienes tienen más educación suelen entender más fácilmente los anuncios e investigar esos proyectos en comparación con inmigrantes que se enfrentan también a las barreras lingüísticas, pues muchos de los anuncios se emiten en inglés", dijo Newman.

Los investigadores consideraron que los resultados son importantes porque muestran los retos a los que se enfrenta la creciente población hispana en el sur de California, particularmente los inmigrantes.

00:00 / 00:00
Ads destiny link