LIVE STREAMING

"Alex" lleva la "marea negra" hasta Florida

El 50 por ciento de algunas zonas de la playa de Pensacola amanecieron cubiertas de alquitrán y residuos de petróleo.

MÁS EN ESTA SECCIÓN

COMPARTA ESTE CONTENIDO:

 

 

Las grandes olas generadas al paso del
huracán "Alex" por las aguas del Golfo de México empujaron nuevos
fragmentos de alquitrán y capas de crudo hacia el litoral noroeste
de Florida, informaron este viernes las autoridades.

El Departamento de
Sanidad del condado de Escambia, donde se
encuentran las famosas playas de Pensacola, ampliaron sus alertas
hasta las aguas del condado de Santa Rosa, en la zona turística de
Panhandle, a causa de la mayor presencia de pegotes de chapapote.

Según
el diario digital Pensacola News Journal, cerca del 50 por
ciento de algunas zonas de la playa de esta ciudad apareció en la
mañana del jueves cubierto de bolas de alquitrán y residuos de
petróleo, aunque bajó al 30 por ciento por la tarde.

En las
playas de Cayo Perdido se registró también la presencia de
pegotes de alquitrán y residuos de petróleo, aunque en menor
cantidad que en Pensacola.

Además, se detectaron capas de vertido
de crudo y "espuma" al
este del muelle de Pensacola, añadió.

En los últimos días, las
autoridades de los condados situados en
la costa del extremo noroeste del estado han alertado a los bañistas
mediante carteles sobre los riesgos que entraña nadar en esas aguas
o pasear por las playas contaminadas.

En estos momentos, más de
1.400 personas trabajan en las tareas
de limpieza de las playas de Pensacola y Cayo Perdido, aunque sus
esfuerzos se vieron obstaculizados este miércoles pasado por la
lluvia y la aparición de rayos ocasionales.

Los efectos del paso
de "Alex" por las aguas del Golfo se
sintieron en la bahía de Perdido, donde sufrió daños considerables
una costosa estructura de acero inoxidable, instalada para la
contención de la mancha negra de petróleo.

La preocupación de las
autoridades del condado de Escambia se
centra también en la supuesta escasa presencia de embarcaciones
dotadas de "skimmer" para succionar materia en suspensión depositada
en las aguas marinas.

"La bahía estuvo en calma la tarde pasada,
pero miré ahí afuera y
sólo vi dos embarcaciones (...) Existe 'espuma' en la bahía y
necesitamos ahora esos 'skimmer' en el interior", dijo Grover C.
Robinson, presidente de la comisión del condado de Escambia.

Mientras
tanto, una mancha negra de petróleo fue avistada hoy en
el paso de Pensacola y aproximándose a la bahía.

El Departamento
de Protección Medioambiental de Florida (DEP)
indicó hoy que los condados de Escambia y Santa Rosa son las zonas
más afectadas por la llegada de pegotes de alquitrán y residuos de
petróleo, aunque "el 90 por ciento del litoral del estado permanece
libre de la presencia de crudo".

Actualmente, unos 200 kilómetros
de barreras flotantes contra la
mancha negra de petróleo se extienden a lo largo de la costa
noroeste de Florida, sobre todo en las zonas más vulnerables de la
zona de Panhandle, de acuerdo con las autoridades.

Hasta la fecha
la multinacional petrolera BP ha pagado ya cerca
de 20 millones de dólares en indemnizaciones en Florida a los
afectados por el derrame de petróleo, procedente de un pozo
submarino en el Golfo de México operado por esta empresa y que
explotó en abril pasado.

00:00 / 00:00
Ads destiny link