Spanish

El huracán de categoría uno "Isaac", cuyo
centro tocó la noche del martes tierra y se encuentra a unos 90 kilómetros al
sur-suroeste de Nueva Orleans, está generando intensas lluvias y un
peligroso oleaje en gran parte de la costa norte del Golfo de México.

El Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Estados Unidos en su boletín
de las 10.00 GMT, informó de que "Isaac" se encuentra a 29,3 grados de
latitud norte y 90,6 grados de longitud oeste.

Sus vientos
máximos sostenidos siguen siendo de 130 kilómetros por hora, con ráfagas
de hasta 158 kilómetros por hora y se desplaza hacia el oeste-noroeste
(300 grados) a 10 kilómetros por hora.

Si se mantiene esta
dirección, su centro esquivará Nueva Orleans, donde 125.000 personas ya
han quedado sin luz eléctrica debido a la tormenta, y la pasará por el
oeste.

Se mantiene en alerta por huracán desde el este de
Morgan City (Luisiana), incluida esa ciudad, hasta la frontera entre
Misisipi y Alabama, lo que incluye el área metropolitana de Nueva
Orleans y los lagos Pontchartrain y Maurepas.

También están
bajo alerta otras áreas de la costa del Golfo de México, incluida toda
la franja hasta Destin (Florida) y el extremo oeste de la costa de
Texas.

Se espera que el centro de "Isaac" avance algo más
lento y gire ligeramente hacia el noroeste durante uno o dos días. Así
durante esta noche continuará por la costa sureste de Luisiana y de
adentrará luego hacia el interior de ese estado.

Una vez que
se adentre en el continente irá perdiendo intensidad, según el CNH, algo
que ocurrirá ya el miércoles, cuando se cumplen siete años del azote
del huracán "Katrina" sobre esta misma área.

Los vientos de
categoría de huracán (a partir de 119 kilómetros por hora) se notan a 95
kilómetros de distancia del centro, sobre todo a su noreste y este, al
tiempo que en un radio de hasta 295 kilómetros se perciben vientos de
tormenta tropical (de 63 a 118 kilómetros por hora).

Así, los
vientos de "Isaac" se están notando en las zonas costeras del sureste de
Luisiana, Misisipi y Alabama. En esos dos primeros estados las olas
están alcanzado los cuatro metros, mientras que en Alabama se han
registrado olas de hasta dos metros, al igual que en el noroeste de
Florida.

El CNH advirtió de que estas condiciones
meteorológicas se prolongará durante toda la noche y afectarán también a
áreas del interior de Luisiana, al tiempo que los vientos serán
especialmente fuertes en las zonas elevadas y los edificios altos.

Además, se espera que "Isaac" deje hasta 35 centímetros de lluvia en
gran parte de Luisiana, el sur de Misisipi y de Alabama y en el extremo
oeste de Florida, al tiempo que se pueden producir tornados aislados.

La Agencia Federal para la Gestión de Emergencias de Estados Unidos
(FEMA) ha urgido a los residentes de la costa del Golfo de México a que
sigan las instrucciones de las autoridades locales para hacer frente a
"Isaac".

"A medida que la tormenta comience a afectar zonas de
los estados del Golfo, es de vital importancia que los residentes a lo
largo de la costa del Golfo y las áreas del interior sigan la dirección
de los Gobiernos estatales y locales", dijo el Administrador del FEMA,
Craig Fugate.

Fugate advirtió además que "Isaac" es una "gran
tormenta de movimiento lento" por lo que los residentes del interior
tienen que estar tan atentos a su seguridad como los de la costa".

Antes de la tormenta, la FEMA colocó cuatro Equipos de Asistencia y
Gestión de Incidentes en las zonas que se verán afectadas y desplazó dos
equipos móviles de emergencia y apoyo para provisiones en aquellos
lugares posicionados más cerca de las áreas de impacto potencial.

Obama firmó una declaración de emergencia para el estado de Misisipi
ante la llegada de "Isaac", de manera que puso a disposición ayuda
federal ante las posibles consecuencias. 

Main Topic: 
Author: 
Plain Text Author: