Spanish

Una de las figuras más relevantes de Brasil y
Latinoamérica Gilberto Gil, recibió este miércoles el Premio Ricardo Valle 2011
por su lucha por "democratizar la cultura en su país" e impulsar la
"convergencia entre la educación y las tecnologías".

Este
galardón se creó en 2011 para promover la comunicación y el uso de las
TICs en el ámbito de la cultura, la educación y la ciencia en la
Comunidad Iberoamericana, y rinde homenaje al español Ricardo Valle, uno
de los destacados promotores de las nuevas tecnologías de la
información y comunicación en esa región.

Uno de los
asistentes al acto, el presidente de ATEI (Asociación de Televisiones
Educativas y Culturales Iberoamericanas) Ernesto Velázquez, señaló que
Gil fue premiado por su lucha por "democratizar la cultura en su país".

En este ámbito, Gilberto Gil tuvo un papel esencial durante su etapa
como ministro de Cultura de Brasil, cargo que ejerció entre 2003 y 2008,
en la que impulsó el Primer Fórum de Comunicación Pública que
estableció los principios básicos de la televisión pública brasileña.

Este documento inspiró al entonces Presidente Lula da Silva en la
creación de la Televisión de Brasil, lo que supuso un importante paso en
el ámbito de las telecomunicaciones del país y un hecho al que este
galardón no ha sido indiferente.

Al acto de entrega también
acudieron el titular de la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB),
Enrique Iglesias; el secretario general de la ATEI Alberto García
Ferrer, y el Embajador de Brasil, Paulo César De Oliveira Campos, entre
otros.

Todos ellos coincidieron en destacar el espíritu
comprometido de Gil, a través de su actividad como compositor y
cantante, que le llevó a crear junto a Caetano Veloso el "tropicalismo",
con el que modernizó la música brasileña y "rompió límites sociales y
culturales", pero también su "lucha cultural" durante su etapa como
ministro, señalaron Iglesias y Velázquez.

Este "artista
multimedia" promovió el empleo de las tecnologías para el desarrollo e
"impulsó los medios de comunicación educativos y culturales" durante los
cinco años en que ejerció el cargo, según Velázquez.

"Siempre
he buscado en mi espíritu la mejor manera de ayudar, a mí mismo y a los
demás", dijo Gil tras recoger el premio, dotado con 10.000 euros
(12.258 dólares).

"Hay que cuidar de la espiritualidad, que está en manos de la cultura, y este premio contribuye a ese cuidado", añadió.

Sin embargo, al compositor no ha escapado el fuerte impacto que la
recesión económica está teniendo para el mundo de la Cultura.

"La cultura siempre ha sido uno de los sectores más castigados cuando la
economía no va bien, y ahora hay que luchar más que nunca para que siga
contando con recursos", agregó Gil.

Sin embargo, el
exministro no se limitó a describir la amarga realidad y defendió la
"innovación y la inventiva" como algunas de las principales salidas a la
situación.

"La sociedad tiene que movilizarse, y los
emprendedores, en colaboración con el sector público, deben empezar a
ejercer un rol cada vez más importante", consideró.

Precisamente desde este plano, Gilberto Gil destacó "las perspectivas de
Latinoamérica como emprendedor cultural" y aprovechó para reivindicar
su defensa por un internet "universal, democrático y cultural" que
continúe siendo una vía de expresión de "cuestiones sociales y
culturales".

Además de este galardón, el artista brasileño
recibió ayer el Premio de la Cultura Portamérica 2012, que concede el
festival homónimo que se celebra en Pontevedra, en reconocimiento a su
trayectoria marcada por el compromiso vital con la cultura contemporánea
y su vínculo con la ciudadanía.

Main Topic: 
Author: 
Plain Text Author: