Spanish

El voto latino decantará de nuevo el
resultado de elecciones presidenciales de noviembre en estados clave
como Florida, pero también determinará los comicios en algunas zonas con
pequeñas comunidades hispanas como Virginia, según un estudio
presentado por el grupo progresista America's Voice.

Varios investigadores sociales y expertos en estadística presentaron hoy
un modelo que pretende medir la influencia que tendrá el voto latino en
las elecciones presidenciales, legislativas y estatales del próximo
noviembre en EE.UU.

Elaborado por los grupos Latino Decisions y
America's Voice Education Fund, el método analizará la influencia
latina a lo largo de la contienda electoral hasta noviembre, aunque ya
permite perfilar algunas tendencias.

En el estado de Florida,
clave en anteriores elecciones, los investigadores consideran
"extremadamente influyente" el voto latino, que representa el 16 por
ciento del electorado y puede decantar los resultados en un estado
políticamente muy dividido y tradicionalmente muy igualado.

"Florida brinda ejemplos históricos de esta tendencia", explicó el
coordinador de la investigación, Matt Barreto, en conferencia
telefónica.

El republicano George W. Bush se hizo en 2004 con
el 56 por ciento del voto latino para ganar el estado, mientras que el
demócrata Barack Obama decantó el estado a su favor en 2008 con el 57
por ciento de este electorado.

El estudio prevé que el voto de
la población latina adquiera importancia en las elecciones de noviembre
en estados donde las comunidades hispanas son pequeñas, pero donde los
demócratas y republicanos se mantienen bastante empatados.

"Es
muy posible que donde representan un porcentaje muy pequeño del
electorado sean también influyentes, y en estos casos no tiene tanto que
ver con qué voten los latinos, como en qué cantidad voten", alegó
Barreto, que forma parte de Latino Decisions y es profesor adjunto de
ciencia política en la Universidad de Washington.

De este
modo, la decisión del votante latino será clave en estados como
Virginia, Pensilvania, Washington y Carolina del Norte donde se preven
resultados ajustados en la elección presidencial, como en la de
gobernadores y senadores.

La fundación America's Voice recordó
la influencia que tuvo la población latina en los comicios de 2008 en
los estados de Indiana y Carolina del Norte.

Los
investigadores reconocen que los resultados de su modelo evolucionarán
en los próximos meses, en función del entusiasmo de la población de
origen hispano ante estos comicios y la fuerza de los republicanos para
convencerlos, entre otros factores, según indicó Justin Gross, uno de
los autores.

Los estados claves se caracterizan por que existe
en ellos un estrecho margen entre los dos grandes partidos, por
corresponderles un gran número de representantes o por ostentar una
abundante población latina.

Asimismo, los investigadores ven
decisivos aquellos estados con un electorado latino emergente o donde
esta población no es bien entendida por su clase política.

Entre los estados analizados se encuentran aquellos que se decantaron
por muy poco por uno de los dos partidos en anteriores elecciones y
donde los latinos pueden determinar un resultado claro.

En
Nuevo México los electores latinos representan el 37,9 % del total; en
California, el 25,5 %; en Nevada, el 14,2 % y en Colorado, el 13,1 %.

El método presentado hoy se actualizará a lo largo de las próximas
semanas para incorporar los resultados de las encuestas, estadísticas
sobre el porcentaje de voto latino y tendencias electorales.

Pese a ello, "las elecciones son siempre imprevisibles", advirtió Gross.

Main Topic: 
Author: 
Plain Text Author: