Spanish

Cuba será la sede permanente del diálogo de
paz entre el Gobierno de Colombia y las FARC, que contará también con el
apoyo de Noruega, Venezuela y Chile, según un acuerdo entre las partes
implicadas revelado miércoles por la emisora de radio RCN.

El
documento, de cuatro folios y seis puntos generales, establece que los
delegados del Gobierno del presidente Juan Manuel Santos y las Fuerzas
Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) formalizarán la mesa de
conversaciones en Oslo y luego la trasladarán a La Habana, que será la
sede permanente del diálogo.

Los detalles aparecen en el
llamado "Acuerdo general para la terminación del conflicto y la
construcción de una paz estable y duradera" que, según medios
periodísticos, fue alcanzado el pasado lunes en la capital cubana.

Las partes firmantes del acuerdo asumen el compromiso de "poner fin
al conflicto como condición esencial para la construcción de la paz
estable y duradera" e "iniciar conversaciones directas e
ininterrumpidas", de acuerdo con la información de RCN.

La
agenda del diálogo girará sobre estos temas generales: "política de
desarrollo agrario integral", "participación política", "fin del
conflicto", "solución al problema de las drogas ilícitas", "víctimas" e
"implementación, verificación y refrendación".

El presidente
Santos confirmó el lunes el acercamiento a las FARC, después de que el
canal de televisión internacional Telesur y luego otros medios
informaran de que ambas partes habían llegado ese mismo día en La Habana
a un acuerdo para iniciar un diálogo de paz.

En una alocución
pública al país, Santos dijo que "se han desarrollado conversaciones
exploratorias con las FARC para buscar el fin del conflicto", sin dar
más información.

Según el documento revelado por RCN, la
mesa formal de conversaciones será instalada en la capital noruega un
mes después de que se haga el "anuncio público" del acuerdo alcanzado en
Cuba.

El acuerdo también precisa que las conversaciones
tendrán el apoyo de los gobiernos de Cuba y de Noruega, en ambos casos
como "garantes", y de Venezuela y Chile como "acompañantes".

"De acuerdo con las necesidades del proceso, se podrá de común acuerdo
invitar a otros" (gobiernos), detalla el acuerdo, que según el mismo
texto fue resultado de un "encuentro preparatorio" realizado en La
Habana desde el 23 de febrero último.

La fecha en que finalizó el encuentro no figura en el documento.

El encuentro "contó con la participación del Gobierno de la República
de Cuba y del Gobierno de Noruega como garantes, y con el apoyo del
Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela como facilitador de
logística y acompañante", según el mismo documento.

Las FARC están alzadas en armas desde 1964 y cuentan con unos 8.500 combatientes, según cifras militares. 

Main Topic: 
Author: 
Plain Text Author: