Spanish

El pasado 24 de abril se realizaron las elecciones primarias en el estado de Pensilvania bajo la gran expectativa de la implementación de la nueva ley estatal 'Voter ID".

Aunque en esta primera ronda electoral no fue obligatorio presentar una identificación oficial con fotografía, el 62,5 por ciento de votantes reportó que sí se le pidió dicho documento, según los resultados de una encuesta realizada por Philly.com.

La gran competencia política  latina se llevó a cabo entre el actual representante estatal Ángel Cruz, quien busca la reelección a su séptimo termino como líder del Distrito estatal 180, y su rival, el antiguo policía Jonathan Ramos.

No es la primera vez que estos dos candidatos se enfrentan. En 2010, Cruz venció a Ramos por solo 139 votos y este año se esperaba otra competencia reñida. 

Según los resultados oficiales de este año, Cruz obtuvo 2.253 votos o el 54,4 por ciento, mientras que Ramos le siguió con 1,755 votos o el 42,3 por ciento.

Pero la gran sorpresa la dio el candidato demócrata al distrito estatal 197 J.P. Miranda, de 26 años, quien resultó el candidato ganador al recibir 2.977 votos o el 40 por ciento de los resultados. 

Miranda se enfrentó a otros tres candidatos, entre ellos Jamil Ali, Kenneth Walker y Jewel Williams (hija del sheriff de Filadelfia Jewell Williams) quien siguió los talones del candidato puertorriqueño recibiendo el 33,8 por ciento de los votos.

"No me podría sentir mejor, tenía mucha seguridad de que podría resultar elegido porque trabajé paso por paso con el distrito. Soy un candidato que en realidad conoce las necesidadesque se requieren para esta posición", dijo Miranda en entrevista telefónica.

De padre puertorriqueño y madre afroamericana, Miranda creció en el norte de Filadelfia justo en el área que ahora pretende liderar, y su principal interés es crear oportunidades para barrios marginados además de trabajar de cerca con la comunidad latina.

"Me parece que los problemas más graves en el Distrito 197 son la necesidad de servicios sociales, yo mismo me crie con una madre soltera que atendió a seis hijos. Los servicios sociales que recibimos salvaron mi vida y me mantuvieron fuera de las calles", dijo Miranda.

El candidato trabajó de cerca con el alcalde de Filadelfia, Michael Nutter,  administrando la iniciativa 'Philly Counts' de la Oficina del Censo, que atrajo millones de dólares federales para crear nuevos negocios y empleos.

Formó parte del personal del presidente del Concejo de Filadelfia, Darrell L. Clarke, como líder de alcance comunitario.

También trabajó con la senadora de Pensilvania, Shirley M. Kitchen, como portavoz  de proyectos educativos y económicos.

"Estoy trabajando en una campaña para registrar votantes y voy a continuar haciendo lo que hasta ahora, asegurarme que soy un recurso para la comunidad que los puede beneficiar y los residentes lo sepan", concluyó Miranda.

Main Topic: 
Author: 
Plain Text Author: